Directorio


SEGUIDORES

FONDO

miércoles, 25 de enero de 2012

Mónica Fornero..."De tal palo, tal astilla"

Norma Fornero, poeta exquisita, hija del poeta Alcide Fornero, un grande, por eso lo de "De tal palo, tal astilla"

RESEÑA BIOGRÁFICA

  Nací en Carrilobo, un pueblo distante 90 kilómetros de esta ciudad, el  29 de julio de 1962.
 Viví en el campo 25 años. Terminé la primaria en la escuela rural “Fray Anselmo Chianea”.
 Desde el año 82’ escribo y pinto en los ratos libres. Soy autodidacta.
 En el 94’ le dedico una poesía a mi madre por su cumpleaños de ahí en adelante escribo frecuentemente, y sigo mis estudios terciarios en la carrera de Comunicación Social. A fines de marzo de ese año mi compañero es brutalmente asesinado. Escribir entonces me ayuda a superar ese trance, además continuo la Licenciatura en Ciencias de la Información en la UNVM, carrera que aún no termino. Aún no he editado nada, tuve la oportunidad de participar en concursos locales de literatura y publicar alguno que otro trabajo. Entre otros:
Participo en el Ciclo de Lectura de Poetas Locales Contemporáneos “Estos días, estas palabras”, que se realizó en la Biblioteca Municipal y Popular “Mariano Moreno”.  (Año 2002)
 El poema leído en ese ciclo, “Tu adolescencia Matías” integra, junto a otros poemas de autores locales, la edición de un CD a beneficio de los Discapacitados Visuales.
Publico un Cuento “El fantasma del Túnel” (2004) en la revista “Identidad” editada por la Comisión “Amigos del Túnel” de la cual formo parte y  también en el diario “El Diario”
Participé de la antología “Dos poemas junto al Ctalamochita” en el año 2006, en el   del concurso para mujeres,  en categoría cuentos (2009), y en el 2011 en categoría poesía.
Soy tesorera en S.A.D.E, e integro la Asociación Civil “Verdad real, Justicia para todos” que lucha por los crímenes impunes, en la Asamblea Popular “Todos por la justicia”.

SUS POEMAS
Sangre dormida, demasiado.
Ojos tristes, casi yertos.
Voz queda, con ansias.
Piel joven, ya no tanto.
Sueños dormidos, en vigilia.
Manos henchidas de caricias.
Alma plena, ¿Cuánto tiempo?
Penélope lo aguarda,
pero él, no llega.


                                                                          Mónica Fornero
                                                                            02/07/03

Te amé, te amé tanto,
te amé más,
te amé tanto como pude,
y aún más.

Te amé  rayando la locura,
te amé con calma, con pasión,
te amé tanto como pude,
y aún te amé más.

Te amé más allá de la conciencia,
te amé con desesperación,
te amé tanto como pude,
y aún así, te amé más.

Te amé con el cuerpo, con el alma,
te amé sin tiempo, sin razón,
te amé tanto como pude,
pero aún así, te amé más.

te amé más que a mi vida,
te amé en el engaño, sin condición,
te amé tanto como pude,
y a pesar de todo, aún te amé más.

                                                                           Mónica Fornero
                                                                                27/06/04


El alba se deshizo
de su manto oscuro,
y su luz testificó
la horrenda escena
del genocidio.
Buitres carroñeros
examinan los despojos,
justificando el porqué
 de su insanía.
Se repite y se repite
desde los remotos tiempos,
siempre en pos y en aras
 de poseer el mundo.
Los cuatro jinetes
del Apocalipsis
cabalgan fieros sobre la tierra.
El hombre-bestia es quién
los llama, y ellos prestos
cumplen su cometido.
Cada uno llevando su estandarte
¡guay de los que se crucen en su camino!


                                                                                          Mónica Fornero
                                                                                               22/06/08


©2011 Mónica Fornero

sábado, 14 de enero de 2012

Hoy, Alcide Víctor Fornero


Biografía

 Nació en la localidad de La Playosa, el 11 de marzo de 1935, pero estaba radicado con su familia a 4 km. de Los Zorros, un pueblo pequeño a 25 km. de la ruta 158. Su nombre completo, Alcide Víctor Fornero,
 Cursa la primaria en la escuela de ese mismo pueblo. Vivió y trabajó toda su vida en el campo, es casado, tiene seis hijos.
 Aún en el campo, participa en el Taller Literario Municipal,  en el año 97’ y 98’
En 1999 deja la actividad rural y se establece en forma definitiva en Villa María. En ese año publica su primer libro, “Vivencias, relatos y poesías”, fruto de muchos años de guardar escritos.
Posteriormente asiste al taller literario “Ariadna” coordinado por Dolly Pagani.  
Publica poemas y relatos en el suplemento “El corredor mediterráneo” y en el espacio “Las historias de Don Alcide (Diario Puntal) (2003)
En el 2005 publica su segundo libro “El hijo del Hombre”.
Participa en Antología Poética “Dos poemas junto al Ctalamochita” (2006)
Es co-autor del libro sobre la historia de la Parroquia Santa Rita de Casia, del Bº Bello Horizonte (50 años de la Diócesis)  y participa en “Los Nuevos VI Y VII” (SADE 2006)
Participa en el Libro “Tinta de Poetas”, un recorrido por la literatura de la ciudad, de Dario Falconi
Escribe asiduamente poesías y relatos cortos. Este año publicó su tercer libro “Por los surcos de la tierra”
Su vida transcurre entre la escritura, su familia y las actividades junto a su esposa, en la iglesia de Santa Rita.

 SUS POEMAS

BUSQUEDA

Entre los juncos
 navega,
una barca
 amarilla.
Un hombre ciego
desciende
en el lodo
Tantéa, se agacha,
toca, busca.
¡Hace tanto
 tiempo
 que busca!
Tenía esperanzas;
 pero pasaron
los años,
y ya desespera.
¿Y qué es
lo qué busca?
Está buscando
sus ojos.




                Alcide Fornero
                  03/07/02

Qué extraña se me antojó el alba.
Encendí el farol,
más no alumbraba.
Una viejita al pasar me dijo
que no eran las horas de la noche.
Anduve a los tumbos.
No había gente en la ciudad.
¿Dónde se encontraban?
Tropecé con un niño.
Se irguió espantado.
Quizás mi carcaza era de cristal.
Corría enloquecido mientras gritaba.
¡He visto un hombre sin cerebro!




                                                Alcide Fornero
                                                  10/06/03



¿SOY ALGUIEN?

Qué extrañas alas
 remontan mi espíritu.
Qué extrañas
 notas me
 llenan de tristeza.
Qué primaveras
 se quedaron
sin flores.
Qué inviernos
se quedaron
sin escarcha.
¿Acaso soy alguien?
 Sin espíritu.
Sin  tristeza.
Sin flores.
Sin escarcha.
                             Alcide Fornero
                                17/10/01


©2011 Alcide Fornero

martes, 3 de enero de 2012

Pedro Accastello - ¡Que vida para vivirla!


ESTE VIDEO ES DIGNO DE VER Y ESCUCHAR
video

Integrante de la Comisión Directiva de la Sociedad Argentina de Escritores Filial Villa María.
Oriundo de Luca, casado y padre de dos hijos, reside en la actualidad en arroyo Cabral, ambas pequeñas localidades creadas en 1906 y en 1896, respectivamente, como resultado del trazado de la vía férrea que une Villa maría con Río Cuarto, alrededor de 1873.

Comerciarte, Director Técnico Nacional de Fútbol y Escritor (aunque el ordenamiento sentimental sea el inverso), procede de una familia de inmigrantes italianos llegados del Piamonte, huyendo de las guerras y hambrunas europeas: gente sufrida y trabajadora que encontró en Luca una tierra pródiga y generosa con todo aquel dispuesto a trabajar a hacer del trabajo una filosofía y una cultura. Gente que combatió la distancia y la nostalgia con laboriosidad, gratitud, anécdotas y sana sabiduría.

En ese entorno crece Pedro Accastello –Pedro, el soñador- que de niño anhelaba ser mago para no trabajar en el campo; niño que se animaba a escribir e interpretar sus propias obras humorísticas, apostando el humor como filtro adecuado para mirar la vida de frente. Un ser sensible que decidió narrar sobre esos episodios y esos personajes convirtiéndolos en guía y compañeros de ruta.

Hoy, muchas de esas vivencias están recogidas en ¡Qué vida para vivirla!, su primer libro, que fue presentado el 1 de Junio de 2009 en la Biblioteca Mariano Moreno por la Sociedad Argentina de Escritores (filial Villa María ), en el marco de una conferencia titulada “La Maravillosa Aventura de la Vida”. Título que, además, en breve será editado en Braille para lectores invidentes.

El primero, estamos seguros, de una larga lista de libros que de a poco van a tomar forma en la mente y el corazón de un hombre sencillo y vital, dispuesto a transmitir emociones propias, y a motivarnos a que las nuestras no caigan en el olvido.

¡QUE VIDA PARA VIVIRLA!

“Este libro es una opción de vida, una “pequeña armadura”, un “préstamo sin interés”, una guía de “mi sabiduría”, acumulada después de tanta travesías. (…) No contiene recetas mágicas, aunque la magia nos enseñe también que muchas cosas escapan a nuestra razón”. (…)
…………………………………………
“En los episodios más simples y cotidianos se ponen en juego los grandes temas que atañen al hombre: la grandeza y la miseria, lo divino y lo humano, el tiempo y la eternidad, todo aparece como en un tablero, como en la vida misma, pero encarnados en los personajes y sus acciones”.
……………………………………………
“La manera más optimista de ver el mundo…, es pensar que otros no lo pueden ver”.
……………………………………………..
“El dinero es una cosa que se fabrica…, el problema son las cosas que no se fabrican”.
………………………………………..
“Si les aseguran que en la cima de la montaña existe el oro, no se preocupen tanto en ir a buscarlo… Quizás lo encuentren, quizás lleguen a ser ricos y poderosos… Pero quizás, también gasten demasiado tiempo y desperdicien, de la vida, los momentos más hermosos”.

 © 2011 PEDRO ACCASTELLO